Hojaldres con Cheesecake

Si os gusta el sabor refrescante del limón y la cremosidad del queso, estos pastelitos os van a enamorar. Se preparan en un periquete y su relleno es diferente al típico de crema o chocolate, que sin duda está muy rico, pero por variar, esta es una buena opción. Se pueden hacer en tamaño más pequeño...eso a vuestro gusto. Con estas cantidades me salieron 4 Uds del tamaño de las napolitanas que se suelen encontrar en las pastelerías.



Ingredientes 4 uds


115 gr queso crema tipo Philadelphia

3 cucharadas azúcar

1 yema de huevo

1/2 cucharadita esencia de vainilla

1/2 cucharadita ralladura de limón

50 gr nata o crema de leche

1 cucharadita zumo de limón

1 lámina hojaldre refrigerado

1 huevo batido para pintar

almendras picadas o laminadas y azúcar glas para decorar


Pasos

  1. En primer lugar vamos a preparar una crema agria. Para ello ponemos la nata en un recipiente y le agregamos una cucharadita de zumo de limón. No removemos y dejamos reposar 10-15 minutos. Pasado este tiempo lo batimos manualmente hasta ver que ha espesado, en seguida veréis que adquiere la textura de un yogur denso.

  2. En un bol ponemos el queso crema, azúcar, yema de huevo, esencia de vainilla, ralladura de limón y la una cucharada de la crema agria que habíamos preparado.

  3. Lo mezclamos todo con una varilla manual hasta que la mezcla sea homogénea y cremosa.

  4. Extendemos la lámina de hojaldre sobre la superficie de trabajo ligeramente enharinada.

  5. Cortamos en cuadrados de unos 15 cm por cada lado.

  6. Justo en el centro de cada cuadrado ponemos una o dos cucharadas del relleno. No demasiado para que no se salga por los lados.

  7. Batimos el huevo con una cucharada de agua y pincelamos los bordes de cada cuadrado.

  8. Pellizcamos dos lados opuestos en el centro de la tarteletas.

  9. Pintar con huevo la parte del hojaldre que ha quedado expuesta y espolvorear con almendras picadas o fileteadas.

  10. Los pasamos a nuestra bandeja de horno que habremos forrado con papel de hornear. Y las llevamos a la nevera unos 15 minutos, mientras aprovechamos para recoger y precalentar el horno a 190 grados con calor de arriba y abajo.

  11. Hornear 20 minutos aproximadamente o hasta que veas que están doraditos.

  12. Dejar enfriar y espolvorear con azúcar glas.

4 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo